Ingeniería Marítima y de Costas

Hydroceanica: Ingeniería a los extremos

1.000 días de gestión y $500.000 millones para la conservación de la biodiversidad y el recurso hídirco

La ANLA es en un jugador estratégico en materia de conservación de la biodiversidad y el recurso hídrico, en equilibrio con el desarrollo sostenible. Las apuestas en este sentido van en línea con la meta del Gobierno Nacional de restaurar 301.000 hectáreas, de las cuales esta entidad ha aportado más del 10% a través de los planes avalados de compensación biótica e inversión forzosa de no menos del 1%, que son impuestos a los proyectos obras y actividades sujetos de licenciamiento ambiental.

Bogotá, 22 de julio de 2021. En evento virtual realizado, hoy 22 de julio, en el marco los 1.000 días de gestión de la Autoridad Nacional de Licencias Ambientales, con la participación del ministro de Ambiente y Desarrollo Sostenible, Carlos Eduardo Correa, entidades del Sistema Nacional Ambiental y ONG; la ANLA  dio a conocer las grandes apuestas que se están implementado como resultado de una detallada planeación estratégica y la reestructuración institucional, que han permitido la implementación de políticas para prevenir, mitigar, corregir y compensar los impactos sobre la biodiversidad y los servicios ecosistémicos.

Así las cosas, la Autoridad Nacional de Licencias Ambientales ha aprobado más de 51.170 hectáreas en acciones de conservación, rehabilitación y recuperación de los ecosistemas naturales. Estas áreas tienen el potencial de capturar un equivalente a 802.000 toneladas de CO2 por año.

Adicionalmente, ha impulsado recursos por más de $506.580 millones por inversión forzosa de no menos del 1%, los cuales serán destinados a la protección, restauración, preservación, recuperación y vigilancia de las cuencas hídricas.

De acuerdo con el ministro de Ambiente y Desarrollo Sostenible, Carlos Eduardo Correa, “el Plan Nacional de Desarrollo del Gobierno del presidente Iván Duque, unificó la forma en la que las empresas a las que se les otorgan licencias ambientales hacen sus compensaciones. La ley indica que este no debe ser inferior al 1%. Por eso, hoy quiero destacar los avances que hemos tenido con esta inversión como resultado, también, del trabajo de la ANLA. Producto de este ejercicio, se inició un proceso en el año 2019, que buscó, entre otros, contribuir al cumplimiento de la apuesta por la biodiversidad de cara con ese gran Pacto por la Sostenibilidad “Producir Conservando y Conservar Produciendo”, de nuestro Plan Nacional de Desarrollo”.

Asimismo, el director de la ANLA, Rodrigo Suárez Castaño, comentó que “gracias a estos esfuerzos institucionales, hoy estamos aportando más del 10%, unas 51.000 hectáreas, a la cuota de restauración nacional de 301.000 hectáreas. Esta gestión permitirá que nuestros ecosistemas y futuras generaciones gocen de un ambiente sano y duradero, en medio de la reactivación económica en las regiones, donde se estima que se generarán un equivalente a 2.045 empleos permanentes por tres años, a lo largo y ancho de Colombia”.

Igualmente, en trabajo articulado con los titulares de licencias ambientales del sector de hidrocarburos, Parques Nacionales Naturales de Colombia y la Dirección de Bosques, Biodiversidad y Servicios Ecosistémicos del Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible, se inició el proceso de la ruta declaratoria del Parque Nacional Natural – Serranía de Manacacías, localizado en los municipios de San Martín y Puerto Gaitán, departamento del Meta, donde se aprobaron 3.675 hectáreas, en el marco del cumplimiento de las obligaciones de compensación de siete proyectos. El área por declarar presenta en su mayoría áreas en estado natural, con bajo nivel de intervención, conformadas principalmente por ecosistemas de sabanas naturales e inundables, con un interés estratégico para la conservación de la biodiversidad.

 Suárez Castaño resaltó también, la articulación interinstitucional entre el Sistema Nacional Ambiental, seis ONG del país y la ANLA, que permitió la identificación, en 2020, de 55 millones de hectáreas en el territorio nacional prioritarias para la implementación de acciones de conservación, información que ha contribuido a dinamizar las compensaciones ambientales y la inversión forzosa de no menos del 1% en el país.  A partir de esta priorización hoy las decisiones de la Entidad se están orientando al desarrollo de acciones de restauración, preservación y proyectos de uso sostenible en dichas áreas.

 Por otro lado, a partir del apoyo recibido del Programa Riqueza Natural y del Instituto Humboldt, la ANLA pone a disposición de los usuarios la primera batería de indicadores para el seguimiento y monitoreo de las inversiones en conservación derivadas de las obligaciones de compensación e inversiones forzosas no menores al 1%. Esta propuesta busca la evolución del seguimiento, centrado en el cumplimiento operativo, a uno orientado a la verificación de los impactos positivos de las inversiones, tomando como principios la no pérdida neta de biodiversidad y la adicionalidad. Estos indicadores están inicialmente centrados para las acciones de preservación y restauración y se espera pronto ofrecer una propuesta de indicadores para las acciones de uso sostenible.

 En línea con lo anterior, la ANLA diseñó una propuesta metodológica que busca integrar las nuevas tecnologías de sensores remotos al proceso de seguimiento de las Áreas de Compensación e Inversiones en Conservación Provenientes de la inversión forzosa de no menos del 1%. Esta metodología busca revolucionar la manera de hacer seguimiento a estas obligaciones, lo que permitirá a la ANLA validar cuantitativamente el avance en la implementación de los planes, la efectividad en la implementación de las acciones de conservación, emitir alertas tempranas, y responder de manera eficaz, eficiente y oportuna al seguimiento de estas obligaciones ambientales.

Además, también se han adelantado la generación de lineamientos para proteger la fauna en proyectos viales de infraestructura, a través de la iniciativa de Pasos de Fauna, y de esta manera, reducir el atropellamiento de nuestras especies. Estos lineamientos se están incluyendo en los instrumentos del licenciamiento ambiental, como aporte a la consolidación de la estrategia integral de evaluación y seguimiento de licencias ambientales, con el Instituto Tecnológico de Medellín.

 Finalmente, otra de las apuestas de la entidad está relacionada con las especies de flora en veda, estrategia con la cual se han estructurado instrumentos para fortalecer el levantamiento de información en campo de estas especies, su abordaje durante el proceso de evaluación y las medidas de manejo durante la implementación de los proyectos, para garantizar la conservación de las especies vedadas, de acuerdo con su estado de conservación y características ecológicas.

-------------------

Nota tomada de https://www.anla.gov.co/